17 de mayo de 2013

Cookies de chocolate (¡para microondas!)

¡Hola!
Han pasado unas semanas desde la última vez que publiqué, pero es que me ha llevado un tiempo encontrar exactamente lo que quería. 
Explico: Una tarde estaba yo leyendo este blog (que absolutamente recomiendo) y encontré el comentario de una usuaria que decía que le gustaría una receta de galletas que no necesitaran horno y claro, yo como andaba escasa de ideas, pues se me encendió la bombillita y me dije: ¡Acepto el reto!
Pero a qué hora se me ocurrió aceptar el desafío y es que ¡no es para menos! porque hay que ver la cantidad de recetas de cookies para microondas que circulan por internet. 
Una barbaridad, ya os lo aseguro yo.

Durante el trabajo de investigación, encontré muchas que no terminaban de convencerme,  y con las cantidades que se usaban me daba la sensación de que iban a terminar quedando como piedras, y efectivamente, la sensación se disipó y requeteconfirmó cuando probé una de las recetas.
Sin embargo seguí leyendo y probando, hasta que finalmente encontré una que me pareció factible. 
Al ponerme a ello me decepcioné un poco porque el resultado de las galletas fue como el de muchas otras: quedaron duras, sin apenas sabor... Vamos, un desastre. 
Pero no iba a dejar que una simple lista de ingredientes terminara conmigo, así que me puse manos a la obra, y retocando un poco de allí, otro poco de allá... ¡conseguí unas galletas al micro decentes! y lo más importante de todo:
¡Podían morderse sin peligro a romperse los dientes!

Ahora sí, voy a ser sincera en un aspecto: Las galletas de microondas son para saciar un capricho repentino, no penséis ni por un segundo que van a saber como las que están hechas al horno, porque eso es imposible.
Sería un verdadero milagro que quedarán igual de buenísimas, pero no... Es un sustituto, un dulce y chocolateado sustituto.

Sin enredarme más, os pongo la receta que saqué del canal de youtube de Willyviajera. Eso si, con unos cuantos retoques.





Galletas de chocolate con chips de chocolate. (Receta para microondas)

  • 50 gr de mantequilla.
  • 55 gr de azúcar.
  • 1 huevo.
  • 70 gr de harina.
  • 1/2 cucharada pequeña de levadura en polvo.
  • 25 gr de cacao puro en polvo (En Consum venden Valor de repostería y está exquisito).
  • 1 cucharada pequeña de esencia de vainilla.
  • Chips de chocolate (Esto es opcional pero le da un puntazo, para qué mentir).
Cogemos un bol y ponemos la mantequilla, puede estar a temperatura ambiente o también podemos ablandarla en el micro con unos 15 segundos.
Añadimos el azúcar, mezclamos. El huevo, mezclamos. La vainilla, mezclamos. 
La harina, la levadura en polvo, y el cacao ¿he dicho mezclamos? ¿Si? Pues ya sabemos, a remover de nuevo.
Conseguiremos una masa que no estará ni muy espesa, ni muy liquida. Algo medio. Pues a la masa le añadimos las chips, la cantidad depende del gusto (pero sin pasarse porque es lo que se quema con mayor facilidad al micro). ¡Y se me olvidaba! Volvemos a remover para que las chips se integren con la mezcla.

Ahora, en un plato llano (y apto para microondas) colocaremos un cuadrado de papel para horno, y con una cucharada sopera, cogeremos masa y la echaremos sobre el papel (no quedan especialmente redondas la verdad, pero ahora doy un truqui), con la misma cuchara, repetimos lo anterior, pero dejando espacio entre los dos montoncitos de masa que luego se expandirán. 
Destaco que para evitar que se quemen, o que nos salgan como rocas, las cocinaremos de dos en dos. El total son siete galletas más o menos, así que no da tanta pereza. 
Las metemos en el microondas por un minuto, y aquí viene el truco, si tenéis cortadores de metal de esos con formas, los podemos aprovechar en este momento. 
Cuando haya pasado el minuto, sacamos el plato del microondas con cuidado porque va a quemar. Cogemos el cortador, lo ponemos sobre la masa que ya se habrá expandido y presionamos bien para que nos quede la forma. Con la ayuda de un cuchillo (y con algo de maña) retiramos los restos que estarán igual de blanditos que un bizcocho (y que en cuanto se enfríen un poco nos podemos zampar) y volvemos a meter al microondas por un minuto más. 



Bien, esto es importante, el tiempo total son de un minuto y medio, a dos minutos. 
Como ya he dicho, hagáis o no hagáis lo del cortador, al primer minuto paráis la cocción para que repose un minuto, apróx. Luego las ponemos otro minuto, peeeero, en cuanto pasen treinta segundos, abriremos el microondas para comprobar si huele a quemadito o tostado. Si huele, las retiramos y ponemos a enfriar en una rejilla. Si no, la cocción puede seguir hasta completar los treinta segundos restantes.

Si lo hacemos así, nos quedarán unas galletas de microondas, sabrosas y, aunque no queden muy blanditas por dentro, tendrán un toque blando que durará pasen las horas que pasen. 




Como siempre, espero que os gusten y que si hay alguna duda, cualquiera, podéis preguntarla. 

Posdata: Las fotos las he editado con Picmonkey, es muy sencillo, simple e intuitivo. Y además trae cosas cucas de verdad.

5 comentarios:

  1. yujuuu para microondas!!! Compraré los ingredientes, ya que tengo la despensa vacía, y este finde las haré.
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  2. me encanta esta receta!!!!apuntada queda!!!con lo que me gustan las cookies...y éstas tienen una señora pintaza!!!Besitos
    Carlos http://pasteleschoco.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, me alegro un montón de que te guste! Es adecuada si eres tan fan de las cookies, además que se hace en muy poco tiempo :)

      Eliminar
  3. Que buenas!!y al microondas!! me apunto la receta.. dios estoy enamorada de tus recetitas :)

    ResponderEliminar

Si tienes alguna duda, comentario, o sugerencia con respecto al blog, no dudes en escribirla. Serán bien recibidas :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...